Orkin Español

Para atención inmediata, llame 866-949-6097

Las Hormigas Cortadoras de Hojas

Las hormigas cortadoras de hojas, también conocidas como hormigas arrieras, pueden ser una seria amenaza para la agricultura. En casos extremos, esta hormiga es capaz de destruir arboles cítricos en  un día y pueden causar entre un 10% y un 15% de diminución en las cosechas de las áreas infestadas.  En los Estados Unidos los daños causados por esta hormiga equivalen a un billón de dólares en pérdidas anuales.

Hay 39 especies y dos géneros de las hormigas cortadoras de hojas. Los dos géneros son diferentes respecto a su apariencia física: Atta  tiene 3 pares de espinas con un abdomen liso de pelos largos mientras que Acromyrmex tiene de cuatro a cinco pares de espinas y un abdomen con muchas protuberancias. Las dos tienen patas. Las obreras miden de tres a doce milímetros ; la reina puede crecer hasta 25 milímetros de largo y el macho mide aproximadamente 13 milímetros. Algunas hormigas cortadoras de hojas son de color café o negro, mientras que otras pueden ser de coloración rojiza.

Estas hormigas habitan en áreas cálidas, son únicas en su cultivo y se alimentan de hongos dentro de sus nidos. Cada especie de esta hormiga consume diferentes tipos de hongos de la familia Lepiotaceae y alimentan los hongos con pastos y pedazos de hojas. Estos hongos secretan unos químicos llamados Gonglidios, los cuales sirven de alimento para todas las hormigas.

Dentro del gran nido de las hormigas cortadoras de hojas del género Atta,  se pueden encontrar  varios canales,  lo cual dificulta el acceso de otros insectos o animales que pretendan entrar. Una de esta hormigas puede descender a seis pies de profundidad en la tierra.

Una colonia madura de las hormigas cortadoras de hojas puede contener más de ocho millones de hormigas, la mayoría de ellas hembras obreras estériles. Dependiendo del tamaño de las obreras, las tareas de las colonias son divididas entre ellas. Una de las castas incluye a las exploradoras, las cortadoras, las cargadoras, las escoteras y los soldados.  Las hormigas que tienen la cabeza más grande y mandíbulas fuertes son los soldados encargados de defender el nido. Las jardineras son las que cuidan los hongos y alimentan la colonia. Las escoteras son las que limpian los pedazos de plantas para evitar la entrada de insectos no deseados. Las exploradoras, las cortadoras y las cargadoras son todas encargadas de ir en busca de comida. Cada una tiene diferente función: las exploradoras buscan la fuente de comida, las cortadoras cortan las plantas y las cargadoras cargan los pedazos de las plantas hasta el nido.

Las hormigas locas

Las hormigas pequeñas negras

La hormiga de patas blancas

Las hormigas negras

Los hábitats de las hormigas negras

Las hormigas de grasa

La hormiga de azúcar de Australia

Los hábitats de las hormigas de azúcar de Australia

Las hormigas guerra

Las hormigas guerra y su hábitat

Las reinas de las hormigas

Las hormigas con alas