Orkin

For your convenience and immediate attention, call

La Larva del Escorpión

Los escorpiones (orden Scorpiones) mudan varias veces durante su ciclo de vida. A diferencia de los insectos, los escorpiones no ponen huevos; en lugar de ello, alumbran a sus crías. Después que los escorpiones nacen, la madre carga su camada en su espalda hasta la primera muda. Algunas personas se refieren equivocadamente a las larvas de los escorpiones, porque ellas no existen. Los escorpiones inmaduros se parecen a los adultos y son conocidos como ninfas (“Larva” es el termino referido a los insectos inmaduros que cambian de forma cuando llegan a la madurez, como los gusanos que se convierten en moscas.)

Los pedipalpos (pinzas), las colas que usan para picar y otras características externas de los escorpiones adultos ya están presentes en los jóvenes cuando nacen.

Las ninfas de los escorpiones permanecen en la espalda de su madre hasta la primera muda. Un hembra escorpión típicamente alumbra  a 20 ó 35 ninfas. Cuando el escorpión joven se desprende de la espalda de su madre, empieza a vivir su propia vida. En promedio, los jóvenes escorpiones pueden necesitar de cinco a seis mudas, a través de un periodo de meses o años, para alcanzar su pleno estado de madurez.

Los escorpiones generalmente tienen un término de vida de cuatro a seis años, dependiendo de su entorno y la disponibilidad de alimentos. Sin embargo, se sabe que algunas especies de escorpiones pueden llegar a vivir hasta 15 años.

 

La larva del escorpión

Ciclo de vida de los escorpiones