Orkin

For your convenience and immediate attention, call

Las Larvas de las Termitas

Las termitas adultas reproductivas no son usualmente las responsables de los daños a las estructuras, lo son las termitas obreras, y por esta razón es esencial que ellas sean exterminadas si se busca eliminar una infestación totalmente. Las termitas siguen el ciclo típico de vida de algunos insectos que tienen un ciclo de vida gradual: empiezan como huevo, luego entran al estado de larva y finalmente las obreras y ninfas llegan al estado reproductivo adulto.

Las larvas de las termitas eclosionan comúnmente en pocas semanas. Ellas son aproximadamente del mismo tamaño que los huevos de los cuales emergen e inmediatamente son atendidas por las termitas obreras. Contrariamente a otros insectos, como los gorgojos de las alfombras, las larvas de las termitas no causan  directamente daños a las casas infestadas. Sin embargo, ellas conforman una gran parte de la colonia de termitas y requieren alimentación constante; las termitas obreras se alimentan de madera para a su vez alimentar a las larvas de la colonia.

Como otros insectos jóvenes, las larvas de las termitas pasan por una serie de mudas durante las cuales pierden sus alas y su piel antes de convertirse en adultas maduras. Típicamente las larvas de las termitas mudan cinco veces antes de convertirse en adultas. Al finalizar el estado de larva, llegan a convertirse en un miembro de cualquiera de las diferentes castas de la colonia.

Las larvas son protegidas moviéndolas de una ubicación a otra para evitar temperaturas intolerables. La colonia en sí misma está diseñada para asegurar que las larvas reciban comida y poderlas reubicar cuando sea necesario.

 

La reina de las termitas

Las termitas soldados

Los huevos de las termitas

Los nidos o montículos de las termitas

El ciclo de vida de las termitas

¿Cuánto viven las termitas?

Los enjambres de termitas

Huecos de salida de las termitas